viernes, 1 de marzo de 2013

La plantita de La Granja de los Cuentos

El día que Daniel trajo a casa la maceta decorada por el mismo y la bolsa con tierra y semilla que le regalaron en su excursión a La Granja de los Cuentos, la dejé aparcada en un lado de la casa con la promesa de plantarlo en otro momoento... Y ya no me volví a acordar.

Muchos días después, mi marido reparó en la maceta. "¿Qué es esto?" me preguntó extrañado. Le conté su origen y vi con sorpresa que las semillas habían empezado a germinar incluso sin sacarlas de la bolsa. Raúl puso los ojos en blanco al oir de mi despiste y se dispuso a ejercer de jardinero jefe con su retoño mayor. Si hacer pereza prepararon la mesa de la cocina y se pusieron a preparar la tierra con las semillas dentro dela maceta, la regaron y eligieron cuidadosamente un lugar soleado de la casa para que fuera su hogar dulce hogar. El peque está encantado con su plantita que crece por días. No sé que semillas son, pero desde luego, doy fe de que pueden sobrevivir hasta en las circunstancias más adversas.

Teniendo en cuenta que ya intenté plantar una judía en algodón con mi vastago y fue un estrepitoso fracaso es increíble que hayan brotado tantas hojitas. Todo el mundo me dice que lo de la judía es pan comido y que nace enseguida un tallo, pero a mí se me pudrió. Y el garbanzo, y la lenteja, incluso el ajo. La decepción de mi niño fue tan grande que no dudé en endosarle una cebolla vieja a la que le había saludo tallo durante unos días para que disfrutara de su propia plantita. Acogió su cebolla con gran cariño los primeros días, pero pronto se olvidó de ella.

Supongo que por todo esto me olvidé completamente de la maceta con semillas que trajo de su excursión. Pero ahora estoy feliz viendo crecer la plantita con mi hijo. Menos mal que papá salvó a las semillas a tiempo.

18 comentarios:

  1. En situaciones como esta es cuando siento mas que nunca que nuestra pareja nos complementa jajaja. Me imagino la alegría de tu peque y la tuya! ;)
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí. Y encima fue algo inesperado. Lo descubrió en la encimera y se pusieron manos a la obra. Y ahí tenemos la plantita creciendo tan feliz :D

      Eliminar
  2. jejejeje.

    me encanta q el papi se preste a estas actividades.

    a ver si hay suerte, q por lo q se ve, las semillas son fáciles (estas al menos).

    q pena q la nieve no cuajara, hubiese estado genial para los dos :D

    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me tengo que enterar de que planta es porque si se da tan fácil es ideal para plantar con niños.

      Sí que fue una pena lo de la nieve. Hubiera sido un día diferente, pero, de todas formas, lo fue.

      Eliminar
  3. me encantan todas las actividades que haceis en casa!seguro que lo peques no se aburren son todas super originales!

    ResponderEliminar
  4. uyyy que bien que tu peque se interese por sembrar semillas y cuidarlas creo que eso hace que el peque aprenda a tener una obligaion y a cuidar el medio ambiente,
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto. La verdad es que fui un poco descansada al aparcar esta actividad, menos mal que el papá esta en t.odo

      Eliminar
  5. Oye, yo no he probado lo de germinar una semilla. Me has dado una muy buena idea, como siempre! Jeje! Es genial que el papi participe tanto! Un besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya nos contarás que tal se os da. Seguro que genial.

      Eliminar
  6. Jajaja, cuando le salgan hojitas se va a quedar con la boca abierta! Me gusta la actividad :))
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ya tenemos hojitas! Y está emocionado, aunque no entendía porque estaban todas hacia un lado (el del sol) le hemos dado la vuelta jaja

      Eliminar
  7. Qué guay! Tengo que probar lo de la judía...jejeje...
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá se te dé bien. Se supone que a todo el mundo le sale bien... ¡menos a mí! :S

      Eliminar
  8. A mi lo de plantar judías tampoco se me daba bien jejej. Es bonito que los peques se interesen por cosas así. Yo creo que cuando Mia sea mayor le compraré un pez, para que aprenda a darle de comer y a lo que son las responsabilidades.

    Un besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Oooooh! Menos mal que no soy la ñunica. Gracias, gracias, gracias. Ya me estaba cogiendo un pequeño complejillo con lo de la judía. Cuando digo a algún padre o madre que se me pudre me miran con media sonrisa de esa de "No puede ser. Si siempre nace la planta". Lo del pez me parece una idea genial. Yo tuve varios cuando era niña. Pero inexplicablemente se morían sin llegar al mes en mi casa. Menos mal que mis gatos están hermosos y saludables sino tendría un complejo horroroso.

      Eliminar
  9. Yo siempre he sido un desastre para la botánica... Se me mueren todas las plantas aunque una lenteja que puse de pequeña sí me germinó. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí nooooo!!! Buaaaaa!!! Ya tienes mejor mano que yo jeje

      Eliminar

Me encanta saber lo que piensas.