sábado, 19 de noviembre de 2016

Los deberes de Iván

Desde este año, Iván ya tiene deberes. Y eso que sólo está en tercero de Infantil. Daniel no los tuvo hasta Primaria.

Cada viernes, el peque sale emocionado agitando su carpetita. "Hoy toca la emeeee" o la ele, o la letra de turno. Me alegro que salga así de contento. Supongo que se siente muy mayor porque tiene deberes como su hermano, aunque a mí me parezca muy pronto.

Me siento con él y se le ilumina la carita. Lee las palabras, las repasa, las escribe y dibuja lo que interpreta de las frases. Supongo que llegará sabiendo leer y escribir a Primaria y le costará menos que a su hermano, pero doy gracias de que a Daniel no le tocara lo que al pequeño. Con la forma de ser y carácter del mayor sólo hubiéramos conseguido que se aburra y frustre ya desde los cinco años.

Cuando se acaban los deberes del cole, el pequeño me pide más porque ve que su hermano se pasa mucho más tiempo delante de sus libros de mates, lengua, ingles...

Entonces saco los libros de actividades para que los haga y aprenda a la vez que se divierte. Lo que más le gustan son los laberintos. Incluso, me he tenido que inventar yo alguno sobre la marta.

El otro día se me ocurrieron unos deberes muy divertidos que seguro que repetimos. La idea es darle un reto con los bricks de Lego. Por ejemplo: un coche que tenga una puerta, un robot con tres patas, una casa con una ventana... Y que él se busque la vida para lograrlo.

7 comentarios:

  1. Pues, si los disfruta, bienvenidos sean. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya verás cuando llegue a Primaria. No creo que le hagan tanta gracia. Ainss

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. No creo jajaja
      Ahora es porque se siente mayor como su hermano, pero cuando vengan los deberes más serios fijo que me pone pegas ainsss

      Eliminar
  3. Los deberes en infantil me parece exagerado sabes por qué, porque se supone que es na etapa no obligtori porque por ley los niños empiezan a deber saber leer y escribir en primaria. Hacerlo antes si es decisión del niño es estupendo, lo malo es cuando el niño no muestra interés porque no está preparado. A mi hijo lo atosigaron mucho para que aprendiera a escribir bien la letrs e incluso me pedían cada tarde escribirlas varis veces. Pobrecito! Acababa agobiado! Es que cada niño tiene su ritmo y en vez de comprensión solo veo exigencias. También es verdad que los hermanos copian mucho a sus hermanos mayores. Mi peque de tres años dice que quiere hacer deberes también jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo. Yo tampoco estoy de acuerdo con ellos y me parecen muy difíciles para esas edades. Si le llega a tocar a Daniel hubieramos tenido un problema de frustración bastante importante en el peque. Depende mucho de la maduración de cada niño y me parece injusto que les exijan tantísimo.

      Eliminar

Me encanta saber lo que piensas.