miércoles, 14 de noviembre de 2012

La versión de la castañera

Daniel salió contentísimo de clase el día de la fiesta de la castaña. Tenía en la mano una corona con motivos otoñales y venía farfullando no se qué de que las castañas quemaban muchísimo, pero que se las había comido todas todas.

En la puerta del colegio me encontré con la mísmisima castañera, una madre a la que habían enrolado para dicho papel, y me contó más detalladamente en que consistió el evento. Cuando ella llegó, todos los niños estaban sentados ordenadamente en el tatami. Excepto los cuatro de siempre, el resto obedecían en todo a la profesora. Me dijo que Marta trataba genial a los niños yq ue era muy cariñosa. Un dato muy tranquilizador.

Ella se puso a asar las castañas mientras los peques cantaban y bailaban canciones sobre el otoño. También se dedicó a untar membrillo en tostadas. Por lo visto, mi hijo se comió ¡cuatro! Me confesó que no le dio más porque le daba miedo que le sentaran mal.

Las castañas fueron un fracaso estrepitoso. Se asaron mal y no había manera de quitarles las piel, así que los niños se dedicaron a masticar pan con membrillo, algunos con más entusiasmo que otros.

Entonces sonó el timbre del patio y los chiquillos se lanzaron al patio abandonando a la castañera a su suerte, que dio por terminada su labor y se fue a su casita.

Es la primera vez que recibo tanta información de una actividad de clase. ¡Estoy encantada! Gracias castañera.

14 comentarios:

  1. es q las castañas están más ricas sin asar !!! jejejeje.

    me alegro d q disfrutara tanto.

    estas actividades además les ayuda a asimilar mejor los conceptos del otoño, frutos y demás. se lo pasan bien y aprenden.

    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero son imposibles de pelar. Asadas se quita la piel mucho más fácil.

      A mí también me gustan mucho estas actividades. En el fondo me da penita que no me pidieran hacer de castañera a mí.

      Eliminar
  2. Yo no hacía esas cosas en el cole...cómo se lo pasan los enanos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En Las Palmas, con el clima ese tropical, no pegaba nada una castañera con pañuelo y mantilla. ¡Se hubiera asado ella antes que las castañas! :D

      Eliminar
  3. A mi también me encanta recibir información de lo que hace mi peque en la guardería porque hace cosas que ni te imaginas que es capaz de hacer!
    que comilón Dani!! jaja
    besazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los niños te sorprenden siempre. Son maravillosos, aunque a veces te lleven por el camino de la amargura con sus perretas.

      Eliminar
  4. ¡¡Me encantan las castañas asadas!! y ese olor que despiden que cuando pasas por un puesto de castañas .. mmmmmmm. Bueno y el pan con membrillo debe ser la caña! yo el membrillo lo tomo solo con queso... pero voy a probar las tostadas con membrillo!! que ricas deben estar!!!
    Es una actividad escolar muy curiosa, eso seguro!
    BBesoss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡A mi también me encanta el olor que despiden! Es muy agradable. A mí me pirran las tostadas con membrillo y queso fresco. Ummmmm

      Eliminar
  5. nunca había oído hablar de esa fiesta!!!!que xula!!!! aquí es la fiesta del otoño...la cosa es celebrar no??? por cierto que xula la fota de la cabecera del blog!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La cosa es celebrar jaja ¡Bien dicho! He vuelto a cambiar la foto porque me parecía que quedaba sosa, pero me sigue gustando más la inicial aunque no estuviera Iván. El caso es que blogger me hace cosas raras (¡Que raro!) Y me está cpstando cambiar el diseño de la página buf buf!

      Eliminar
  6. Pues qué pena que las castañas no quedaron bien. Por lo menos se pusieron ciegos a pan con membrillo. Jajaja. Un besote!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para los peques fue la más. No creo que se dieran cuenta de los fallitos jeje

      Eliminar
  7. Pues el año que viene te apuntas como castañera. Desde hoy tienes para buscar en San google como asar castañas para los nenes, jejejeje...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso pienso yo también jeje. Hay que probar la experiencia

      Eliminar

Me encanta saber lo que piensas.