martes, 15 de septiembre de 2015

En la piscina de la prima

Tenemos la gran suerte de que el campo de mi prima está muy cerca del de mi abuela y encima, ¡tienen piscina! Para los calores estivales viene genial remojarse en algo más grande que la pequeña piscinita inflable que les preparamos a los peques en el patio. Da mucho juego, peeero no es lo mismo.

Normalmente, no nos gusta abusar de la hospitalidad de mi prima y su familia y solemos darnos el salto a Alicante muchos días en busca de sol y playa, pero este año estábamos agotados y cada dos por tres aparecíamos por allí toalla en mano. Ellos siempre nos recibían con sonrisas, agua fresquita y patatas fritas. Ni que decir que mis hijos los adoran.

En esa piscina Daniel acabó de soltarse para bucear y flotar de un lado a otro cual perrito sin la ayuda de los manguitos. E Iván hizo sus pinitos, aunque se las veía y se las deseaba para volver a sacar la cabeza a flote. El padre estaba encantado con los avances del más pequeño y los ayudaba diligente a emerger del agua, pero yo estaba taquicárdica hasta que le volvíamos a poner los manguitos. Al mayor se le da mejor eso de flotar para poder respirar.

La verdad es que lo pasamos muy bien y los chiquillos no veían la hora de pisar la piscina. Encima, uno de sus primos, que ya son todo unos hombrecitos, les sacó unos juguetes que guardan en la casa de aperos y ya ni te cuento. Deseando estaban llegar para poder pelearse, sobre todo, por un muñeco feísimo con un grifo en el ojo y una boca en la barriga.


13 comentarios:

  1. Buen verano para disfrutar de piscina y playa! Los niños se lo pasan genial..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es curioso porque en la piscina y en la playa no hay manera de sacarles del agua, pero ve a decirles que se metan en la bañera jajaja

      Eliminar
  2. Hola. es una suerte que tengais la piscina de tus primos cerca y como si fuera vuestra porque los peques disfrutan muchísimo y este año con el calor sofocante que hizo seguro que aún disfrutaron más... Mis hijas nunca quieres salir del agua... salin despues de horas y horas todas arrugadas... supongo que los tuyos igual... se nota que lo pasaron super bien... seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los míos igual jajaja

      Pero si se trata de la bañera huyen como de la peste Ainss

      Eliminar
  3. ¿Un grifo en el ojo y una boca en la barriga? ¿Pero cómo no le sacas foto a eso? Jajajaja.

    Yo de pequeña adoraba también las piscinas. Ahora ya ni fu ni fa, la verdad. No es que sea yo muy acuática. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creo que te gustara ver una foto del bicho. Es bastante asqueroso. Desde luego, tengo que admitir que estos niños tienen un gusto pésimo jajaja

      Y eres como yo, que de pequeña no me sacaban ni con grúa y ahora sólo me meto porque mis retoños me los piden con ojos de bambi. Por mi, mis baños serían de dos minutos. Suficientes para refrescarme jajaja

      Eliminar
  4. vaya piscina! jo... ahora q ya hemos empezado el cole, como se añoran esas tardes de piscina.....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que es una pedazo de piscina y no veas lo limpita que la tienen. Da gusto.

      Ahora mismo no tenemos tiempo ni de añorar nada jajaja.

      Eliminar
    2. Sí que es una suerte! Y lo mejor la compañía, porque son encantadores :D

      Eliminar
  5. que rico, lo han pasado de lujo! besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, los niños disfrutan cada segundo veraniego estén dónde estén. Doy fe jajaja

      Eliminar
  6. Que maravilla tener una piscinita así, con los calores que ha hecho este verano. Así da gusto!!! y lo bien que lo pasan los peques ni que decirte!!

    ResponderEliminar

Me encanta saber lo que piensas.